ECOMETALES CUMPLIÓ META DE CERO ACCIDENTE

  • En 2016 la empresa no tuvo accidentes con tiempo perdido. Y además, implementó un Plan de Vigilancia de Riesgos Psicosociales para los trabajadores de Calama.
  • El Reporte, junto con presentar los principales indicadores de sustentabilidad, aborda las oportunidades y desafíos de la minería del cobre frente al cambio climático.
17 agosto, 2017

Calama, 17 de agosto de 2017.– “La seguridad y la salud de nuestros trabajadores son valores intransables. Trabajar para la no ocurrencia de accidentes y enfermedades profesionales, es particularmente relevante, porque somos una empresa que trabaja con residuos peligrosos. Estamos satisfechos con los resultados de 2016, pero este es un compromiso que debe renovarse todos los días”, sostuvo Iván Valenzuela, Gerente General de EcoMetales en la presentación del Reporte de Sustentabilidad de la empresa.

Mejoran índices de accidentabilidad
Durante 2016, las tasas de gravedad y de frecuencia de accidentes laborales fueron de 0,0 lo que significa que durante el periodo la empresa no tuvo accidentes con días de tiempo perdido, ni entre los trabajadores propios ni entre contratistas. “Este es el resultado de un trabajo consistente y sistemático que se basa en que la seguridad del personal es un valor fundamental, en el que tenemos que trabajar todos los días”, señaló Valenzuela.

En el ámbito laboral, EcoMetales adhirió a la meta país de reducir la incidencia de enfermedades profesionales. Desde 2013, la empresa cuenta con un Protocolo de Vigilancia de Riesgos Psicosociales en el Trabajo y en 2015 realizó su primera autoevaluación. A partir de los resultados se levantó un Plan Preventivo para atender las necesidades de los grupos de Calama, que incluyó cambios estructurales en las áreas de proceso y mantención; reprogramación y mejoras de productividad, para compensar mayores exigencias y cargas laborales, además de potenciarse una comunicación efectiva trabajador-familia.

No existen trabajadores con enfermedades profesionales en las operaciones de EcoMetales. La empresa cuenta con un programa de salud ocupacional del agente arsénico desde el 2008 que considera controles cada tres meses, para determinar concentraciones de este agente en la orina y tomar acciones preventivas. Esta práctica se aplica tanto a trabajadores propios como a contratistas, manteniendo un promedio de 153 trabajadores en vigilancia médica durante 2016.

La dotación directa de EcoMetales es de 157 personas de las cuales el 20% son mujeres. La dotación de contratistas asciende a 206 colaboradores.

Huellas de agua y carbón
En 2016, el consumo total de agua fue de 407.913m3, un 8% más que el año anterior, debido al procesamiento de un 45% más de polvos de fundición, en el periodo. El porcentaje de reciclaje de agua fue de 38%, levemente mayor al 2015
En energía, el consumo fue de 41.441 MWh, lo que representa un 5,5 % menos, respecto al año anterior. Las emisiones totales de GEI se mantuvieron prácticamente en el mismo nivel.

El cobre y el cambio climático: una oportunidad
Como es tradicional, el reporte de sustentabilidad de EcoMetales incorpora un artículo central, esta vez sobre los retos de sustentabilidad que enfrenta la minería. Se aborda la relación virtuosa del metal rojo con el cambio climático porque, aunque suene paradójico, el cobre puede colaborar a reducir el calentamiento global, ya que es esencial para producir energías renovables, generando y transmitiendo energía eléctrica de maneta eficiente.

El artículo plantea que Chile tiene el doble desafío de reducir sus emisiones de gases de efecto invernadero en un 30% para 2030 y, al mismo tiempo, aumentar la producción de cobre en forma sustentable. Para ello, la minería deberá implementar políticas y prácticas ad- hoc: usar más energías renovables, mejorar sus huellas de carbono y agua; reducir emisiones y residuos peligrosos y recuperar valores que hoy se exportan, entre otros.

Sobre Ecometales
EcoMetales, empresa filial de Codelco, se dedica al desarrollo de soluciones ambientales para residuos mineros, las que aplica en su planta ubicada a 36 kilómetros de Calama.

La empresa nace para contribuir a resolver los problemas que genera la disposición de residuos mineros, aprovechando de recuperar los componentes de valor presentes en estos. Realiza su labor desarrollando procesos industriales a partir de investigación aplicada y genera soluciones innovadoras y ambientalmente sustentables.

Ver Reporte